Obesidad infantil

Hay que educar a los niños para tener una alimentación sana y equilibrada

España es el tercer país con más problemas de Obesidad infantil. Uno de cada tres menores de entre 13 y 14 años está por encima de su peso.

Un niño con alguno de sus progenitores obeso, tiene tres o cuatro veces más probabilidades de padecer esta enfermedad, no sólo por el componente genético, sino por la alimentación y la actitud hacia la comida.

Según la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico), más del 50% de la población de sus países miembros padece sobrepeso, y uno de cada seis es Obeso.

Un menor con sobrepeso se convertirá con toda probabilidad en un adulto enfermo de obesidad.

El abandono de la dieta mediterránea, el sedentarismo provocado por los nuevos modelos de entretenimiento (los niños pasan casi tres horas al día frente al televisor o la videoconsola), el cambio de hábitos en nuestra manera de comer, las nuevas pautas sociales y familiares (en muchas ocasiones ya no se come en familia), han llevado a un 33% de la sociedad infantil española a padecer Obesidad infantil

La OCDE sostiene que los Ministerios de Sanidad de los países de esta organización, deberían tomar medidas educativas y políticas sanitarias más efectivas para erradicar esta autentica pandemia que es la Obesidad infantil, gravando  fiscalmente los alimentos dañinos, estableciendo acuerdos con las industrias alimentarias, o eliminando la bollería y los refrescos de las máquinas expendedores en las instalaciones escolares.

Sin una implicación por parte de las administraciones públicas, en los próximos 10 años, dos de cada tres personas padecerán obesidad, siendo muy graves las consecuencias económicas y sociales.

Sra. Mar Bacardit Vendrell
Col·legiada nº CAT000057 del Col·legi de Dietistes i Nutricionistes de Catalunya
Especialista en Nutrició humana i Dietètica
Servei de Endocrinología, Nutrición y Dietética de Clínica ServiDigest